AMADEUS KAFKA:

Cierto amiga mía: el escribir es como una suave fragancia al gusto del olfato, las notas que van encontrándose en el aire de dicho perfume, nos va dando la idea de que se puede plasmar sobre el papel. Así lo veo yo; y también es un gusto divino sentir la venida de las ideas en la mente y nos ponemos prestos a escribir como posesos antes de que la idea se marche y nos deje solo meditando ambiguamente sobre lo que pudimos haber escrito y no se logró, creemos en retomar la idea y llega, pero ya no de la misma forma que al principio... En fin, el escribir es como un banquete, cada comensal tendrá su punto de vista de los platillos, para unos estará al dente, (dirían los que saben), para otros como una comida cualquiera, pues en gustos se rompen géneros y no a todos se les puede dar gusto. Y sinceramente yo antes de jugar a escribir, me gusta más ser un asiduo lector del cualquier género que sea, siempre y cuando me cautive la historia, así soy yo. Gracias por compartir Noelia, te viviré eternamente agradecido por los que me haces llegar siempre. Y pido a Dios que estés llena siempre de inspiración para beneplácito de los que gustamos de leer una buena historia, pues como buen comensal, de repente nos gusta probar algo selecto. Dios te bendiga siempre
Responder este mensaje:
Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!
Escribir un comentario
FACEBOOK
FACEBOOK
LO MAS LEIDO DEL AÑO