Viernes 7 de Agosto de 2020

  • 27.2º
  • Soleado
  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

NOTICIAS

BUSCADOR:

El Priorato de Sion en Corrientes.

Si bien los investigadores dan por mera ficción la existencia de tal organización fraternal, lo cierto es que la misma, subsiste como mito, consolidándose mediante el libro y luego la película, “El Código Da Vinci”. La historia versa acerca de una facción vanguardista, que operando en las sombras (es decir sin dar a conocer de forma fehaciente y específica sus objetivos) pretende objetivos políticos, sociales, religiosos y culturales, o persigue finalmente un objetivo de poder. En nuestro norte, en donde el calor es tan pavoroso como la ausencia de estadísticas serias que contemplen los alarmantes índices de pobreza, marginalidad, como de dependencia asfixiante del aparato estatal, la falta de libertad política producto de los padrones inflados en donde se hacinan quiénes pretenden la libada que los salve de la miseria, vamos inercial y cobardemente a una nueva elección, o simulación de la misma, en donde el Priorato, se apresta a consagrar a uno de sus ungidos (está es la verdadera elección, la verdadera disputa que se está librando, el orden de jerarquía de los integrantes del clan)por sobre el otro grupo que en su ejercicio opositor, más que trabajar para la representatividad del pueblo, lo que hace es legitimar y validar el juego perverso en donde no menos de 200 personas, ocupan todas y cada una de las áreas principales del estado, para a partir de esos lugares repartir las migajas sobrantes a una segunda línea que pone su cuerpo, su esfuerzo y su sacrificio, para que la muchedumbre restante no termine pateando el tablero, al mejor estilo bíblico, cuando Jesús hecho a los Mercaderes del templo.

Menos Chance que la Oposición en Botsuana.

Este es el único país Africano que no ha sufrido golpe de estado alguno o interrupción de lo que llama su orden democrático. Desde su independencia, el partido Democrático (que otro nombre podría tener sí no) gana las elecciones, abrumadoramente, como en 2009 donde obtuvo 45 de los 57 escaños en juego. Observadores, creen sin embargo, que tal como sucedió en América Latina, por la propia salud de la institucionalidad (el gatopardismo de que todo cambie para que nada cambie) más temprano que tarde, este mito caerá (de que sólo puede gobernar en Botsuana el partido democrático) como sucedió en México con el Pri, en Paraguay con los colorados o en Argentina con el peronismo (pese que aún persista la continuidad del mito de que ningún gobierno que no sea de este signo no termina su mandato constitucional). La criminalidad humanitaria, no se soslaya sin embargo, por el elevado índice de la población infectada por el Vih-Sida (casi un cuarto de la población) o como en un a priori se podría pensar, por índices económicos, en los últimos años evidencio crecimiento de su PBI cercanos al 10%, sino precisamente por el monopolio político que se ejerce en nombre del orden democrático. Este absolutismo en el ejercicio de las libertades públicas, se padecen también, en formatos oligopólicos (en aldeas en donde existen más de 40 partidos políticos que expresarían cosas distintas, pero en las elecciones terminan, casi en mitades iguales, ofreciendo solo dos opciones reales a la población, que más que elegir, optan condicionadamente) que se traducen en medios de comunicación que solo reflejan las opiniones autorizadas, en voces premiadas y distinguidas por el poder, que generan, la indiferencia, el señalamiento y la persecución mediante el ninguneo a todos quiénes se atrevan a cuestionar, desde la crítica constructiva o el uso del razonamiento, a las bases del sistema que sostiene tales privilegios, que precisa de esta opresión para ello.

Democratización cultural: Leemos la misma cantidad de libros que en Chad.

El país Africano que se caracteriza por liderar índices internacionales de corrupción donde la mitad de la población es analfabeta, pero las libertades políticas están garantizadas con la existencia de casi 80 partido políticos, donde pese a contar con una garantía constitucional de independencia del poder judicial, el Presidente nombra o tutela a la mayoría de los funcionarios judiciales, ha iniciado una campaña para promocionar y fomentar la lectura, dado que estiman que forjaran una sociedad más democrática, sí es que sus ciudadanos toman contacto más asiduo con la lectura. En América Latina, de acuerdo al Cerlac (Centro regional para el fomento del libro en América Latina y el Caribe) en países como México y Chile, se leen menos de 3 libros por año y en Argentina el número escala a 4,6 muy lejos de España, Corea o Canadá (http://www.cerlalc.org/files/tabinterno/33c91d_Comportamiento_Lector.pdf ). El latrocinio social que significa esta estadística, la violación perpetua y continúa al derecho humano a forjar un criterio de libertad, se agudiza en el caso Argentino, dado que la estimación está realizada en grandes urbes, como Buenos Aires o Córdoba, que representan realidades muy disimiles a las que se pueden observar en el norte feudal del mismo país en donde la cifra de lectura anual no estaría muy lejos que la que expresaría el Chad Africano. La diferencia es que en este país, poligámico, esta manifestación ha preocupado y ocupado a sus autoridades políticas y culturales, en los neofeudalismos de ciertas provincias argentinas, a lo sumo se realizan ferias de libro para hacer de cuenta que es política pública el aumentar la cantidad de lectores, al mismo tiempo que se persigue, se denosta y se in-visibiliza a los escasos actores culturales o intelectuales que proponen el uso del pensamiento crítico como piedra basal de la expresión libertaria de vivir en democracia.

Arrecian las denuncias de corrupción y malversación de fondos públicos.

Como si fuesen adolescentes que se disputan el favoritismo de la empresa de turismo para realizar el viaje de fin de curso, los políticos locales, en actos públicos como en sus redes sociales, se tiran con acusaciones cruzadas de cheques voladores, casas con sobreprecios y demás vejaciones hacia la rúbrica moral que debería tener el contrato de los políticos para con sus ciudadanos. Tal como lo afirmaba el actual Presidente cuando no lo era, la ausencia democrática, es hoy denunciada como emergencia democrática, por parte de la actual ex presidente, y dimensionada por el pretendiente a Presidente, que quedó afuera del ballotage pasado, expresando que en los años que llevamos de democracia los índices sociales empeoraron. No lo hacen ellos, debemos hacerlo nosotros, construir democracia, o salvaguardarla en cuanto lo poco en que la han reducido.
“¿Por qué no, mejor, aprovechas tu breve vida y la ofreces llena de placidez a ti y los demás? ¿Por qué no mejor, te vuelves amable para todos mientras vivas, añorable cuando mueras? ¿Por qué deseas echar abajo al que trata contigo desde demasiada altura? ¿Por qué intentas aplastar con tu poder al que te ladra, hombre humilde y despreciable, pero acre y molesto para los superiores? Contente un poco: he aquí viene la muerte para haceros iguales. Hacemos lo mismo, hostigamos a alguien ligado a nosotros, siendo así que amenaza el fin, y por cierto cercano, al vencido y vencedor. Es preferible que, en calma y paz, pasemos lo que nos queda por poco que sea. Que nuestro cadáver no sea a nadie odioso en su tumba…¿Acaso desear algo más que la muerte de aquél con el que te encolerizas? Aun manteniéndote en calma, morirá. Pierdes tus esfuerzos si pretendes lograr lo que va a suceder…Mientras estamos entre los hombres, respetemos a la humanidad, no constituyamos un temor o un peligro para nadie, despreciemos los daños, las injurias, los insultos, las puntadas, y soportemos con generosidad los inconvenientes: mientras miramos hacia atrás, según se dice, y nos damos la vuelta, la muerte está ante nosotros”. (Séneca. “Diálogos”. Ediciones Altaya. 1997. Barcelona. Pág. 175)

Índice Democrático Correntino.

Tal como en Inglaterra el medio de comunicación “The Economist” realiza desde hace más de una década el índice de democracia que abarca la casi totalidad de los países miembro de la ONU, el Centro de Estudios Políticos y Sociales “Desiderio Sosa”, presentará en sociedad, la primera evaluación que hará en los municipios de la provincia de Corrientes y el poder legislativo provincial. Mediante diez (10) ítems (una de las diferencias sustanciales con el medio británico que no divulga ni da a conocer explícitamente los criterios de evaluación que utiliza) entre los que se encuentran; acceso a la información, transparencia, prácticas y/o usos clientelares, prebendarlos o nepotistas, se formará una variable que establecerá un ranking en donde se ubicaran todos y cada uno de los municipios como los legisladores provinciales. Antes que finalice agosto, haremos la presentación pública con todos los detalles de cómo estableceremos el índice democrático correntino y para días antes de las elecciones provinciales, de manera que el ciudadano correntino tenga mayor información antes de emitir su voto, brindaremos los resultados, es decir el ranking que habrá de conformarse de acuerdo a los criterios establecidos que son los usados tanto a nivel académico, como de sentido común, para definir buenas y saludables prácticas democráticas, expresó uno de los miembros del centro Desiderio Sosa, el intelectual Francisco Tomás González Cabañas.

El número de la democracia; el índice democrático que le pondrá fin a la incertidumbre democrática.

El centro de estudios políticos y sociales, “Desiderio Sosa” presentará el lunes próximo (2 de octubre) a las 19 horas en su sede central de la Ciudad de Corrientes (Plácido Martínez 1284) el IDECO (Índice democrático Correntino) que se conforma mediante dos cuestionarios cerrados (una para cada poder del estado que elige sus representantes mediante voto, quedando el judicial fuera del relevamiento, por no ser considerado “puramente” democrático) que arroja un resultado, mediante el cual se establece el ranking o tabla de posiciones de todos y cada uno de los integrantes de los poderes legislativo (provincial y municipales) y ejecutivo (provincial y municipales). Esta idea inspirada en el índice que a nivel internacional, realiza un medio Inglés pondrá en blanco sobre negro, prácticas que son harto demandadas por una ciudadanía que ya no sabe cómo expresar la necesidad de que la democracia tenga más que ver con lo que le sucede en el día a día del común de los ciudadanos. Participación, transparencia, claridad normativa, ejes prioritarios determinados por las problemáticas más acuciantes como las más importantes, son parte de las 18 preguntas (9 para cada poder relevado) que serán (de hecho en la página del centro ya figuran las correspondientes al legislativo) con las que se conforma el índice, y que a diferencia del medio de referencia (el Inglés que no brinda la información de los parámetros con los que conforma su índice) se harán totalmente públicas, dejando una entrevista personal para evitar ambigüedades o respuestas que no puedan ser evidentemente constatadas en forma pronta o inmediata.