CULTURA  15 de junio de 2016

Vidas pesadas de Delia Sisro y Nancy Buschenbaum.

Con prólogo de Gonzalo Bonadeo, de la editorial "El cuento de nunca acabar", propone una mirada diferente y profunda sobre cómo el peso, el cuerpo y el comer afectan y son eje de la vida de muchas personas.

Los personajes de los 14 relatos abordan temáticas relacionadas con la disconformidad corporal, la incapacidad de aceptar la imperfección, el impacto en la autoestima, el placer y la culpa del comer, las diferentes conductas alimentarias y sus causas no tan obvias: el dietismo, el control y descontrol alimentario, las ingestas emocionales, los límites, las frustraciones, el trato, destrato y maltrato médico, la mirada de los otros, la presión social y la fragilidad e importancia de los vínculos.

Son historias narradas desde la precisa y delicada observación. Hay cuentos impiadosos, crueles, esperanzadores y emocionantes.

Hay frases y diálogos que sacuden y dejan al lector contra la pared ya que ponen en juego los comportamientos compulsivos a la alimentación similares a los que ocurren con las drogas.

 

Tal como describió Raquel San Martín -editora del suplemento Ideas de La Nación-  son historias cuidadosas con los retratos y los sentimientos de las personas que describen y el libro presenta muchas perspectivas distintas sobre cómo se vive el cuerpo y el comer. Según la periodista y escritora, uno de sus aspectos destacables es que pertenece a un género híbrido: no es autoayuda, no es ficción pura, no es ensayo sino que se encuentra en el medio de todo eso.

 

Para Christian Ferrer -ensayista y docente- los cuentos de Vidas pesadas, además de estar bien narrados, mantienen la intriga hasta la última palabra. De hecho, el suspenso por momentos se vuelve apenas soportable.

El lector puede  habitar los personajes porque hay una reflexión sobre sus dudas, dilemas y conflictos.

Estos relatos cuentan lo que no dicen los números de la balanza: el peso del cuerpo y de la vida, muestran lo sumergido debajo de “los rollos” y debajo de la delgadez, exponen lo que se manifiesta en el comer, cuentan que el peso de la historia y el de las palabras es incalculable cuando se intenta medirlos en kilogramos.

COMPARTIR:


Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »